Víctor Gacitúa, sobre Reforma Educacional: “Nos oponemos a este tipo de reformas, carentes de interlocutores educativos”

11 Jul 2017

El docente, miembro del Frente de Profesores IC, hace una profunda crítica a la Reforma Educacional, que no ha incorporado a los actores sociales ni a referentes educativos:

A partir de todas las reformas que están en progreso en educación, todos vociferan de ellas, y no sólo porque aparecen en las noticias o porque es el tema en discusión cotidiana; sino porque está siendo una situación que a todos afectan de una u otra manera, en el tema de la selección en los establecimientos, la gratuidad en las universidades y cómo se está midiendo en los distintos resultados que está sometida. La educación como concepto y como práctica, se encuentra en la opinión pública y en las redes sociales, más presente que nunca y con ello, los conceptos que la envuelven y otros que se han integrado, que no precisamente vienen del mundo de la pedagogía.

En las políticas públicas, la educación pasó a ser parte de las decisiones incluso partidarias, las que han elevado la voz para regular y entregar las directrices con las que se regula con conceptos como: eficiencia y eficacia, para así, responder a los cuestionamientos de la sociedad actual que exige y necesita resultados cuantificados, para así, poderse comparar con otras latitudes y estandarizarse en esta sociedad llamada de la globalización.

Las actuales reformas de educación que nos están orientado, nos llevan a políticas de lo medible y cuantificable, que se reduce a mediciones estandarizadas, las que nos muestras números, estadísticas y resultados que nos acerquen lo más posible a lo medianamente perfecto de los individuos educados, concretándose en la práctica, que cada individuo particular, a quienes va la dirección de la educación; son cosificados en números, en estándares; que pasan a ser una estadística en el tiempo.

Si entendemos que la pedagogía, en su base etimológica, significa “conducir, llevar al niño” hacia la escuela, es decir, al ocio, al juego, al tiempo libre…; la estamos entendiendo como una ciencia… cuyo principal interés de estudio es la educación y está centrada en la persona (entendida esta como un ser individual de naturaleza racional). Con esto, nos percatamos que los paradigmas que se están levantando en esta área de la ciencia social, cada día se está alejando de su centro, de su objetivo y se está orientando hacia otras áreas del conocimiento que raya en lo empresarial, en la fabricación de cosas sujetas a estándares de calidad, en donde la eficiencia de los operarios, tiene que estar en la línea de la eficacia de los resultados.

En la actualidad, la ley de Inclusión, la ley de Desarrollo Profesional Docente, la ley de la Educación Superior y el proyecto de ley de Nueva Institucionalidad; nos están mostrando que el lenguaje alejado de lo pedagógico, es el interlocutor que nos invade y se instala como un injerto que se resiste a abandonar las aulas y a sus protagonistas… Paulatinamente está alejando de lo pedagógico, para acercar el criterio empresarial y economicista a las escuelas…

Hacer de la escuela una empresa, los estudiantes, productos de un proceso y a los educadores como operarios; alejan de la educación el principio rector de la pedagogía…

Con todo lo dicho, es que como docentes, nos oponemos a este proceso de reformas, carentes de interlocutores educativos y un sobredimensionado equipo de economistas, ingenieros y tecnócratas que quieren de la educación, un pilar económico, técnico y productivo al servicio de un sistema neoliberal que ve en el ser humano, un ente productivo eficaz y eficiente en los procesos de producción.

 

Víctor M. Gacitúa Rojas

Profesor Ed. General Básico Mención Matemática

Frente de Profesores IC

gacituavictor@gmail.com

(El texto completo de este documento está alojado en la sección “Documentos” de este sitio)

Compartir esta Noticia:
OTRAS NOTICIAS